17 de enero de 2017

Cestillo de tela

Soy una persona bastante ordenada y eso se traduce en que, entre otras cosas, me encanta cualquier bolsa, caja o cesta que me ayude a tener todo bien organizadito y en su sitio.

Y por eso pienso que la cesta de tela que os voy a enseñar hoy, además de bonita, puede resultar super útil para guardar lanas, retales, o, como veréis en las fotos, los pañalitos de un bebé.


El patrón lo he sacado del blog "Hearts & Bees" desde donde lo ofrecen de forma gratuita. Lo han llamado "La cesta de 1 hora" y nunca un nombre estuve mejor puesto ya que es casi con exactitud lo que tardé yo en hacerla. 


Es bastante más fácil de hacer de lo que parece y, como suele ocurrir con estas cosas, el secreto de que quede tan bonita no es tanto la confección, que ya os digo que es bastante asequible, sino elegir una tela así de mona.



He seguido las medidas indicadas en el patrón y lleva entre medias guata no demasiado gorda. Aunque no queda rígida, mantiene la forma perfectamente. Se podría hacer con una más gruesa, o incluso friselina de la que es bien dura para que quedara totalmente firme. A mí me gusta así, un poco "blandita".  

 

El forro es una tela en color crudo liso. Aquí lo veis en detalle junto a una de las asas.


¡Espero que os haya gustado!





Image and video hosting by TinyPic

15 de enero de 2017

Mantita doudou con etiquetas. Tutorial

La mayoría ya sabréis lo que es un doudou; se trata de un trapito, o mantita pequeña que a muchos bebés les encanta agarrar para dormirse y juguetear. Los hay que son simplemente el trocito de tela, los hay que traen incorporada la cabeza de un muñeco y también otro tipo, que es el que yo os voy a enseñar hoy: un doudou con cintas. 

Muchos niños pueden pasar horas chuperreteando y estrujando las etiquetas de la ropa y de sus chismes, y con este doudou lo tienen mucho más fácil...



Son bastante fáciles de hacer. Aquí os pongo el paso a paso de cómo lo he hecho yo.

Además de hilo, tijeras etc... Vas a necesitar:
- Cintas, etiquetas o retalitos de tela
- Tela bonita para la cara principal
- Tela de felpa, o de forro polar suave o tipo minky para la otra cara del doudou

Yo he mezclado cintas ya hechas con tiras de tela confeccionadas de retales que tenía de otras labores anteriores. Obviamente si utilizas sólo cintas ya hechas y/o etiquetas, te ahorras trabajo.



Para la tela exterior he utilizado esta tan chula de mapaches que ya me habéis visto en otros proyectos. Para la trasera he utilizado felpa y también lleva otra capa de felpa por dentro, para darle un pelín de cuerpo pero sin que deje de ser muy blandido. Con márgenes de costura incluidos cada cuadrado mide 21x21cm.



Lo primero que hice fue posicionar las cintas y telas para hacerme una idea de dónde iría cada una y el ancho que le quería dar a los trozos de tela.



Una vez lo tuve claro cosí los retales formando esas tiras (con la misma técnica que para hacer unas asas de una bolsa). Este paso te lo saltas si lo vas a hacer con cintas y etiquetas ya hechas.




Ahora hay que colocarlas sobre el derecho de la tela principal. Y aquí va mi extravagancia. Ya sé que esto no es nada ortodoxo y que las costureras de verdad os vais a echar las manos a la cabeza... qué le vamos a hacer. A mí me sale mejor así que con alfileres...


Si, habéis visto bien... ¡es cinta de carrocero! Efectivamente así es como sujeto estos trocitos para luego coserlos... En fin, que lo bueno de la costura es que existen multitud de caminos para llegar al sitio deseado. 

Fijáos bien en cómo hay que colocar las tiras para que luego se vean bien por fuera...


Ponemos encima la trasera de felpa (en mi caso, como también lleva otra capa en el interior, ha sido como si hiciera un bocata con la tela principal entre las dos felpas) Y se cose todo el contorno salvo un espacio de unos 7 cm que se deja sin coser y que será por donde demos la vuelta a la labor para dejarla del derecho.


Aquí podéis ver el hueco que he dejado para dar la vuelta:


Hay que recortar todos los trocitos de cinta y telas sobrantes, y quitar las esquinas para que luego abulte menos la tela por dentro. Entonces ya se le da la vuelta con cuidado, se sacan bien las esquinas (si hace falta te puedes ayudar de un palito) y ya solo faltaría coser con puntada invisible (o todo lo invisible que seas capaz jajaja) el hueco.


Un planchacito y... ¡listo!






Espero que os haya gustado el doudou y que os parezca útil el pequeño tutorial. ¡Hasta pronto!

Image and video hosting by TinyPic

6 de enero de 2017

Chupeteros

Hoy quería mostraros 3 formas distintas de hacer chupeteros de tela. Las 3 conllevan más o menos la misma dificultad y las 3 quedan igual de prácticas y bonitas. 


Son 3 las variantes que os voy a enseñar. En primer lugar el material, en segundo lugar el tipo de pinza, y en tercero el "agarre" al propio chupete.


Empezamos por los materiales. Como podéis ver en las fotos, dos de ellos están hechos con tela de algodón, doblada y cosida formando esa tira. 


Yo tomo como medida el ancho de la pinza y corto la tela multiplicando por 4. Se dobla metiendo los extremos hacia adentro, se plancha bien y se le pasan dos costuras, una que es la que propiamente cose la tela y, en paralelo por el otro lado, la otra que es más decorativa. Esta técnica se utiliza mucho también para hacer asas para bolsas.

Un tercer chupetero está hecho con cinta ya comprada. En este caso he utilizado ésta tan chula de superhéroes comprada en La Retalera. Esta forma es aun más sencilla porque los bordes ya están terminados, sólo hay que ocuparse de hacer un pequeño dobladillo en los extremos para que la cinta no se deshilache. 



Vamos ahora con las pinzas de cierre. Os enseño estos dos modelos aunque hay muchísimos en el mercado. Hay unos de silicona muy chulos, otros que son simplemente la pinza de unos tirantes, los hay de madera, de plástico...  


Yo he utilizado los redonditos que son de metal y el verde que es de plástico. Los de metal son los que más me gustan y los que utilizo con más frecuencia en los chupeteros.


Y por último el agarre al chupete. Os enseño 3 formas diferentes.

Empiezo por la que menos me gusta (simplemente porque no me doy mucha maña con ella, no por otra cosa). Son los botones a presión. Como podéis ver en la foto se ponen gracias a ese aparatejo blanco y un martillo, y a mí no siempre me quedan como quiero...


Eso si, una vez puestos (bien puestos) eso ya no hay quien lo suelte... Así queda el chupete una vez enganchado:


En segundo lugar una forma fácil y que no requiere de aparatejos externos. Coser una gomita en el extremo de la tira:


Y así queda con el chupete. Este método reconozco que me encanta.


Y el tercero es mi descubrimiento de esta semana: cierre con snaps. No imagináis lo vicioso que es... Son botoncitos de clip que se ponen con esta especie de alicates. Yo he comprado un kit que viene con los alicates, un punzón, un destornillador y 200 y pico snaps de muchísimos colores en Amazon. 


Quedan preciosos y le dan un toque muy profesional...


Y hasta aquí estas ideas para hacer diferentes chupeteros. Espero que os hayan gustado y os resulten de utilidad. 





Image and video hosting by TinyPic

4 de enero de 2017

Bolsa findesemana

Tenía ganas de hacerme una bolsa de las que yo llamo "findesemana", de un tamaño pequeño-mediano, y cuando compré en La Retalera esta tela de zorritos en seguida pensé que sería perfecta para ello. 



Tiene algún fallito, no lo voy a negar, pero para haberla hecho sin patrón ni tutorial ni nada estoy más que contenta con el resultado...


Lleva forro y guata entre medias para darle un poco de consistencia. Por arriba va cerrada con una cremallera larga que baja un poco por los lados. 


La tela de los zorritos es, como os decía en Instagram hace unos días, de las más bonitas que han pasado por mi máquina en 2016...


Y la combinación con las otras dos telas me gusta mucho. Ha quedado muy alegre. 



Espero que os haya gustado ¡hasta pronto!

Image and video hosting by TinyPic

2 de enero de 2017

Fundas personalizadas

Lo primero de todo ¡Feliz Año Nuevo!

Para comenzar el año quiero compartir con vosotros un truquito que es una chorradilla, pero que a lo mejor no se os ha ocurrido nunca: Cómo tener tu propia funda de móvil totalmente personalizada. Hay muchas empresas que te lo hacen, bien sea haciendo la propia funda, bien un vinilo, pero mi método es bastante más barato. 

A quienes me seguís por Instagram ya os di un pequeño avance el otro día. 

La verdad es que es algo tan tan tan sencillo como ¡comprar una funda transparente y ponerle el dibujo, foto o imagen que más os guste debajo!




Una vez tenéis claro lo que queréis poner, basta con hacer en la imagen los agujeritos para la cámara, altavoz etc.. que tenga vuestro movil por detrás.


¡Y ya está! Además de tener la funda más original, personalizada y bonita del mundo mundial, podéis cambiarla tantas veces como queráis... Si queréis protegerla un poco (yo de momento no lo he hecho) se le podría dar al dibujo una capa de cola blanca diluida o incluso ModePoge a modo de barniz).



¿Se os había ocurrido ya antes? ¡Seguro que si!


Image and video hosting by TinyPic